Vida

El tiempo es vida.
Vivir es experiencia.
La experiencia no es más que el cúmulo de vivencias.
Vivencias más o menos satisfactorias, saludables, positivas…
Las mismas vivencias no suponen, siempre, ni para todas las personas, los mismos resultados.
Todo depende de múltiples factores, de las decisiones personales, que a su vez dependen de las motivaciones que se tengan, de las capacidades de cada uno, e incluso de los que los otros proyectan en nosotros, que no tiene por qué coincidir con nuestras propias expectativas y/o sueños, necesidades o inquietudes.
Las decisiones tomadas, aun no siendo las más acertadas, son las que son, y deben ser siempre valoradas como aprendizaje, nunca cuestionadas en base a lo que hubiera acontecido si no se hubieran tomado, más que nada porque esos resultados no podemos vivenciarlos, y por lo tanto, no podemos valorarlos ni compararlos.
El pasado se convierte en aprendizaje, para vivir un presente satisfactorio, sin que el futuro proyectado derive en frustración. 🌙

Publicado por Natalia Simón

Persona, mujer, madre, socióloga, docente, investigadora social, HUMANA!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: